Concierto-homenaje póstumo al padre Puig, SJ

El próximo viernes 9 de junio, en la Casa de Cultura Marqués González de Quirós de Gandía, alumnos del Conservatori Professional d’Oliva ofrecerán un concierto benéfico en memoria del padre Puig, fallecido hace un año. El evento se iniciará a las 20h, si bien las entradas se podrán adquirir en la taquilla del mismo edificio desde las 19h. Los fondos recaudados se destinarán al mantenimiento del comedor social que el jesuita inició en 2009 y que hoy da de comer a casi 400 personas necesitadas cada día.

Invitamos a disfrutar de este concierto, así como recordar la figura del Hijo Predilecto de Gandía José Puig Miret SJ, quien propició la ayuda a los más necesitados y constituyó uno de los pilares de la sociedad gandiense durante su dilatada vida y acción pastoral.

Cartel concierto benéfico junio 17 cast.jpg

“Lo más gratificante en la vida no es dar pan, sino esperanza y consuelo” (padre José Puig, 27 de febrero de 2015).

Desde el año 2014, alumnos aventajados de nuestro Centro han podido participar desinteresadamente en la realización de varios conciertos benéficos para ayudar a los más necesitados. Por propia iniciativa del jesuita José Puig y su amor por la música como idioma universal, se comenzó con esta iniciativa para ayudar al comedor social de Gandia, en la calle Algepseria de la ciudad ducal, una de las ramas de acción solidaria que desarrolla la ONG “Buñueleras sin Fronteras”. Este centro de acogida inaugurado en 2009 comenzó dando de comer gratuitamente a los más necesitados, siempre en número creciente: inicialmente acudían 18 personas para poder paliar el hambre y se preparan en la actualidad entre 380 y 400 comidas diarias para gente desfavorecida , perteneciente a más de diez naciones, tanto europeas como llegadas de África, Asia y América.

El padre Puig nos dejaba el año pasado, precisamente la madrugada siguiente tras asistir al que sería su último concierto. Él era muy sensible a las desigualdades sociales y como melómano (recuerdo su ternura al comentar las grandes obras de los compositores más ilustres a quienes estaba muy aficionado), quiso aportar su granito de arena para aunar sensibilidades con el fin de hacerlas útiles para lo más noble: el dar sin esperar nada a cambio.

Nació en Gandia hace 92 años; entró en la Compañía de Jesús en 1940 y fue ordenado sacerdote en 1954. Compaginaba su trabajo de docente con muchas otras actividades: campamentos de niños y jóvenes, la fundación de las Aulas de la Tercera Edad en Alicante, iniciador del Proyecto Hombre en Gandia y también impulsador del comedor social de Gandia. En octubre de 2013 recibió el Escudo de Oro de Gandia y el 2015 fue nombrado hijo predilecto de dicha ciudad.

Su gusto literario y musical impregnaba su predicación, siempre acompañada de versos de poetas universales y presentando la doctrina católica como una forma de vida de una manera sencilla, directa y accesible para todos, desde la gracia entendida como regalo de Dios.

La música tiene poder y fuerza que la capacita para llegar a lo más profundo del ser humano, más aún cuando se utiliza como instrumento de encuentro y ayuda desinteresada por las necesidades de los más pobres.
Y la música queda, así como el gozo de haber sido útil hasta el fin de la vida de cada uno. Agradecemos a nuestros alumnos la participación, ya por cuarto año consecutivo, en actos que muestran esta profunda generosidad y esperamos poder seguir cultivando la semilla que un día sembró el padre Puig.

One comment

Los comentarios están cerrados.